Restos de salitre

DSC_3476

Maletas, toallas, bañadores, gorros, trastos y más trastos. Kilómetros, música, paisajes que pasan a la velocidad del coche, mientras intentas retener matrículas y leer los nombres de los pueblos.

Alegría, alboroto y si pillas el pueblo en fiestas hasta el perro piloto. Crema y más cremas, día tras días, cual untadora profesional mientras ellos ejercen el escapismo como método. Un libro que va y viene en el capazo de la playa junto a kilos de arena, risas y anécdotas diarias que intentas retener en el móvil cual madre moderna. Olas, mar en calma, levante o poniente, pero salitre en la piel y arena en el pelo. Noches de estrellas, de luna llena, menguante o brillante, donde un mojito marca el ritmo de un hinchable de colores donde gritan y saltan.

DSC_3485

Días de paellas, de tintos de verano y de calamares, de comer hasta rodar y bailar al ritmo de una bicicleta, que no has visto en todo el verano pero si oído. Risas, gritos, peleas y horas de silencio profundo por el efecto marino. Niños que salieron con mar en calma y vuelven cual tempesta. Padres con morenos parciales, tripas cerveceras, culos paelleros y almas veraniegas.

DSC_3540

Ir, venir, abrazar, saludar, despedirse, compartir, disfrutar y descubrir. El verano es  ese momento del año en que grandes y pequeños encuentran la manera de resarcir su karma aunque sea a base de recoger conchas, pintar mándalas, jugar al futbol o leer de madrugada. Las vacaciones y el verano es algo que se espera con ansiedad todo el año y que se va más rápido de lo que vino, dejando una sensación de añoranza y buena vida que Septiembre intenta suplir como buenamente puede y no consigue.

unnamed

Señores lo malo suele durar más de lo deseado  lo bueno se acaba pronto, tanto que no suele dar tiempo ni a acostumbrarse. Estamos de vuelta, o algo que se pueda parecer a ello y mientras calentamos motores y preparo vuelta al cole del blog, os dejo este post corto con alguna de mis captura veraniegas.

DSC_3535

Porque yo principalmente he vivido estas vacaciones tras un objetivo, el de mi cámara. Debajo de un disfraz, el kit playero y tras la estela de la siesta soñada, esa de 3 horas para compensar las largas noches de verano. Wellcome gente!

10 thoughts on “Restos de salitre

  1. Hola de nuevo guapetona!!!! El verano es para disfrutarlo y se pasa rapidísimo!!! Las fotos son chulísimas, estás hecha una artista!!! Un besazo y nos seguimos viendo por aquí y por las redes sociales!!!

    1. Hola Marta, un alegrón tenerte aquí el primer día de regreso, gracias por las fotos, a ver si esta noche edito videos y os enseño el balnerio kidfrendly

  2. Te ha quedado genial…toda una oda al verano y a las vacaciones.
    Qué pena…pero qué bien cuando tienes la sensación de que lo has dado todo y lo has vivido a tope.
    Tus fotos muy TOP!
    Besazo y ánimos con la vuelta…

    1. Lo mismo digo guapa, que ya he visto en las Redes que tus peques tambien crecen rápido. Gracias por comentar y por los piropos.
      Petons

¡No te cortes, déjame un comentario!

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.