Regálate un 2018 nuevo

Cada año digo que no voy a escribir en Navidades, pero al final no me resisto y termino haciéndolo. No escribiré sobre lo que pienso de la Navidad porque muchas veces os he dicho que creo que son fechas muy especiales para algunos y agridulces para otros. Yo he decidido vivirlas lo mejor posible, hacer que mis hijos las disfruten y amargármelas lo menos posible. Algunos años lo consigo otros me quedo a medias.

Faltan poco días para despedir el año y si miro hacia el 2017 me tiemblan las piernas.  Ha sido un año que ha pasado más rápido de lo esperado, un año lleno de decisiones, de momentos duros, de retos por superar, de emociones no controladas y de alegrías inesperadas. Como madre ha sido un año lleno de cambios, de etapas que se cierran, de otras que siguen cada vez más complicadas y con retos diarios. Pero si algo tengo claro es que me ha supuesto un dolor especial todo lo analizado, superado y encontrado este año como madre, pero también me ha servido para saber que nunca estaré contenta si no bajo mi rasero de exigencia o bloqueo las pantallas emergentes que dan más por culo que un virus.

Como mujer ha sido un año de “vamos a llevarlo lo mejor posible” léase no estoy por la labor de cuidarme, que mínimo que quererme como estoy y sacarle partido y positivismo. En esto todos vosotros tenéis mucha culpa, ya que habéis conseguido subirme el ánimo más de un día. Pero a pesar de tener buenas fotos hecha por gente que me quiere, el 2018 tiene que ser un año de volver al redil. Léase quítate dos tallas morena del cuerpo y vuelve a mover tu cuerpo con energía y pasión. Pero me alegro haber podido transmitir y hacer ver a la gente que quererte tú bien hace que los demás también lo hagan. Y que la guapura es aquella que tú quieras tener y no ver.

A nivel profesional ha sido un año muy duro y estresante, el simple hecho de escribirlo y contarlo me hace respirar. Ha sido un año lleno de exigencia personal, de metas brutales, de propuestas locas, de ideas y locuras realizadas pero sobre todo de un coste de salud no calculado. Hoy os confesaré que en junio y noviembre lloré desconsolada ante el miedo de algo que no veía rodar tras muchas horas de picar y picar, pero también he aprendido que para el 2018 necesito una buena gestión de mi tiempo y aprender a dirigir y enfocar mis esfuerzos y energía.

Se termina un año donde mi blog ha perfilado un rumbo que ya anuncié a principios de año dónde el término “profesionalización” tomaba cierto valor, y junto con mis redes sociales han formado parte de mi perfil laboral con horas de trabajo, de aprendizaje, de colaboraciones, de sorteos y de todo aquello que he querido compartir con muchos de vosotros. No ha sido una cosecha memorable pero no me quejo,  ha habido frutos increíbles, especiales y espero que sean semillas de un futuro mejor.

Pero dónde más he sufrido y luchado es en mi nuevo proyecto laboral, que espero que la web esté lista para el nuevo año, trabajo que también se centra en este mundo loco de las redes sociales. Nada como poder trabajar en algo que te apasiona, te gusta y disfrutas. Ser social media managent, community manager, comunicadora y asesora de este loco mundo que es internet es algo que me está costando lo mío. El 2018 será un año decisivo en el que tocará elegir entre seguir soñando y luchando, o tirar la toalla pero dejando atrás compañeras de estudio únicas, marcas especiales que han confiado en mí y proyectos chulos en los que he puesto mi granito de arena.
Escribo estas líneas con la tristeza de tener que tomar decisiones antes de lo previsto, vivimos en un país pobre gestionado por ricos y emprender o ser autónomo cuando hay economías de base, es casi un milagro. Así que esta que está aquí seguirá picando piedra a deshoras, pero en el 2018 buscaré un empleo base a media jornada para poder seguir soñando con mi verdadero regalo  ( a veces es mejor ser realista, asumir, y no tirar la toalla sino ir tendiéndola poco a poco para que se seque y puedas volver a usarla)

Al 2018 le pido un poco de sensatez y coherencia a nivel político, empatía y solidaridad económica, más educación, menos violencia, más salud y menos recortes. Tiempo de calidad para todo el mundo donde la conciliación sea la base para una sociedad con aires de slow y no de estrés. Que el egoísmo sea un artículo de lujo y la comprensión y ayuda al prójimo un lema asequible, pero sobre todo la posibilidad de ser feliz sin tener que poner mucho a cambio.

¡Espero veros por aquí a todos el año que viene, mientras tantos ser felices!

*Las fotos de este post son obra de Verdemint, Maria José Cayuela y Laura.

23 thoughts on “Regálate un 2018 nuevo

  1. Me ha gustado mucho tu post… Preguntabas en Instagram si 2017 era para recordar o borrar y yo en mi caso lo borraba por muchas situaciones que has comentado precisamente en el post. Como mamá, laboralmente hablando y de mi misma. Me quedo con que la belleza es más que una talla y que se puede resplandecer aunque a veces nos veamos o no nos sintamos como hace 20 años… la guapura es también cómo te sientes.

    Un beso y que 2018 sea para ti lo que deseas.

  2. Gran post Nerea. Para mí el 2017 va a ser para recordar en muchos aspectos y en otros para olvidar pero prefiero quedarme con lo bueno, entre otras cosas, el haberte conocido y esos consejos tan buenos que me distes.
    Espero que el 2018 te traiga lo que deseas y por lo que tanto luchas. Con lo poco que te conozco me parece que ganas y fuerzas no le van a faltar a tu proyecto y la idea de buscar un trabajo a media jornada me parece estupenda. Ya habrá tiempo de dejarlo cuando tu proyecto te ocupe toda tu jornada laboral.
    ah! Y con día tallas más o menos te veo estupenda!! Lo importante es sentirnos bien tengamos la talla que tengamos.
    Un besazo y feliz año!

  3. Te deseo mucha suerte con tus proyectos en el 2018, el tesón y la fuerza para conseguirlo pienso que los llevas de serie 🙂 Y está muy bien ser realista y buscar una fórmula que te dé cierta estabilidad para poder seguir adelante con tus sueños, que ser autónomo y emprendedor en este país es casi ciencia ficción.
    Feliz año!

  4. Bonitos deseos para el 2018 Nerea, espero que se cumplan!! Para mí ha sido un año agridulce este 2017, aunque en ciertos aspectos, ha sido cómo volver a ser yo misma, a dejarme ver, estaba escondida y eso no volverá a suceder. Deseo para éste 2018 salud y vida mucha vida!!!

  5. Un beso muy grande a mi me ha dado un medio palo la vida con una enfermedad no esperada de mi padre lleva casi 4 meses en un hospital pero me ha enseñado su superación y la de mi madre y a poner cosas como mi oposición y mi trabajo por detrás de ellos, no se si esto es bueno o malo pero si que te das cuenta de repente que hay cosas más importantes aunque me sigo quejando de las pequeñas cosas, como presentarme o no a la oposición, no aprendo
    Un besazo

    1. La salud es básica sin ella no hay nada que hacer, así que no le des vueltas has decidido lo que mejor era para ti y los tuyos y sino siempre estarás a tiempo de retomar todo. Un besazo y feliz entrada de año

  6. Otro gran post personal Nerea!!! Para mi 2017 es un año con más cosas buenas que malas, así que yo tengo la actitud de que siempre hay quedarse con lo bueno. Te deseo lo mejor para tus proyectos laborales, por mi propia experiencia sé lo difícil que es ser emprendedora, pero tu esfuerzo, tesón y trabajo se verá recompensado, porque te lo mereces, y si tienes que compaginar tu proyecto con otro trabajo de media jornada pues adelante seguro que será una buena decisión. Feliz año nuevo que espero que esté lleno de alegrías y que tus sueños personales y laborales se hagan realidad!!! Un besazo y achuchón muy fuerte!!! 😘😘😘

    1. Gracias Marta por compartir un año más de blog y redes sociales, no sabes lo que me emociona tener gente que sigue mi trayectoria desde el principio, ha sobrevivido a mis cambios mis nuevos rumbos y eso para mi es un honor. Te mando el mayor de los abrazos y los mejores deseos para el 2018

  7. Flor, espero que tu objetivo de bajar el listón lo cumplas lo primero de todo para poder disfrutarte… sino te me agotarás antes de tiempo… cuántas veces te he dicho que la mejor decisión será la que tomes porq Lo haces creyendo en ella… un besazo gordo

  8. Casi acabando las Navidades….yeah! voy a decir prueba superada, que este año no era fácil.
    Para tí…mis mejores deseos en el 2018…let it flow let it flow let it flow… Somos un poco ansiosas a veces y nos perdemos lo bonito del camino.
    Un beso enorme!

    1. Yo te respondo al final de ellas, no tengo un recuerdo maravilloso del 2017 pero he aprendido mucho y me quedo con lo bonito, al 18 ya no sé que decirle que ha empezado un poco torcido.
      Un besazo

  9. No conocía yo esta faceta de asesora… este año para mí ha sido de desconexión de las redes y me ha llevado también a desconectar con la gente que he conocido en ellas… muy a pesar mío, en realidad. No sé nada de vosotras y cuanto más lejos me siento más lejos estoy…

    Un beso. Que se cumplan con éxito todos tus proyectos.

    1. María hay momentos en la vida que no llegas a todo y las redes sociales quitan mucho tiempo. así que no tienes que disculparte. Yo no te siento lejos ni quiero que te sientas así, sabes donde puedes encontrarme y yo a ti. Un besazo enorme y los mejores deseos para tu 2018

¡No te cortes, déjame un comentario!

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.